12 ago. 2009

LIPOSUCCIÓN




Hace unos días, hablé con una joven a la que yo había aconsejado, para perder peso. No le gustó lo que le dije, lógicamente quería perder peso y volumen sin sufrir. Se hizo practicar una liposucción.


De momento durante unos dos años, se sintió bien, vestía dos tallas menos, pero pasó el tiempo. Como nadie debió explicarle bien, qué conducta hay que seguir, ella siguió con su vida, comiendo según sus costumbres.


Ahora ya su peso y volumen son muy superiores, al de cuando se operó. En resumen, desde niños las células de grasa ya están formadas en nuestro organismo, si nos quitan algunas, y seguimos comiendo igual, las que nos quedan aumentan de tamaño, así que el resultado es el mismo, al poco tiempo.


Si no queréis perder tiempo y dinero, no os sometáis a esta intervención, ni a ninguna otra de forma voluntaria. Lo ideal como todo, es comer menos de lo que deseamos y hacer como los americanos, pegar en la puerta de la nevera una foto de cuando estábamos más delgados o la foto de alguien a quién deseas parecerte en peso y tal vez, cuando abras la nevera recuerdes que debes beber agua en lugar de comer, porque no tienes hambre y porque aún no es hora de comer y no lo necesitas para vivir.


Es dificil, es muy dificil, para personas que siempre hemos estado generosas en peso. Cada uno debe buscar cual es su rebulsivo. Para los que lean la revista DiscoverySALUD, su director ha escrito un libro llamado -DIETA DEFINITIVA- que tiene muy buena crítica, si comprais la revisa encontrareis el número donde podéis pedirla y supongo que también estará en Internet.

No hay comentarios: